Bienvenid@s de nuevo al blog!

El artículo que viene a continuación va dirigido aquellas personas que buscan información sobre la gluteoplastia, y otras alternativas para dar forma y volumen a los glúteos.

Y el resto se preguntará, ¿qué es la gluteoplastia? Sigue leyendo y lo descubrirás.

 

La gluteoplastia es una intervención que corrige los defectos que tengamos en la zona de las nalgas, está normalmente indicada para pacientes que desean mejorar el volumen, tienen flacidez o exceso de grasa en esa zona.

Resultado de imagen de gluteoplastia

Esta intervención de cirugía estética se está volviendo una de las más demandadas en la actualidad ya que el cánon de belleza a día de hoy es una mujer con curvas bien definidas.

 

También tenemos varias opciones si no queremos someternos a una cirugía, como por ejemplo Lipoláser, Mesoterapia, Carboxiterapia, Vacumterapia microalveolar y Radiofrecuencia Thermâge.

Estos tratamientos alternativos consisten en:

  • Lipoláser: Se trata básicamente de un tipo de cirugía estética a través del cual se elimina toda la grasa acumulada mediante un láser de alta precisión, que causa mucho menos daño en el tejido que una liposucción tradicional.
  • Mesoterapia: consiste en inyectar pequeñas cantidades de la medicina homeopática debajo de la superficie de la piel para romper la celulitis y para mejorar la circulación y el drenaje linfático y venoso
  • Carboxiterapia:  consiste en la aplicación de dióxido de carbono por vía subcutánea mediante pequeñas infiltraciones,  esto estimula la oxidación de los ácidos grasos y reduce la celulitis y la flacidez de la piel.
  • Vacumterapia microalveolar: consiste en la aplicación de dos rodillos perforados que producen una presión aspirativa sobre la zona a tratar, consiguiendo así que los tejidos recuperen su estructura natural.
  • Radiofrecuencia Thermâge: Es un sistema de radiofrecuencia monopolar capacitativa para el tratamiento específico de la flacidez moderada y del acúmulo graso asociado.

 

Hemos de saber que cada persona tiene los glúteos de una forma diferente, hay glúteos con buena tonificación muscular, glúteos con un exceso de grasa o con poco volumen. En la forma de las nalgas tienen que ver factores hereditarios y de constitución corporal.

Para estar seguros de que realmente queremos someternos a una operación, primero hemos de informarnos sobre el proceso y en qué consiste la cirugía que vamos a realizarnos, e investigar e informarnos sobre cuál sería el cirujano o especialista más adecuado para realizar la operación.

En caso de que ninguno de estos tratamientos consiguiera el efecto que estamos buscando, pasaríamos a la cirugía, hay distintos tipos de gluteoplastia.

Hoy día existen dos tipos de gluteoplastia: Con la colocación de prótesis o con inyecciones de grasa.

Con prótesis:

Cuando los glúteos son planos y están poco desarrollados se pueden aumentar de volumen colocando, bajo la musculatura, un par de implantes diseñados especialmente para los glúteos, aunque éstos no se obtienen un aumento lateral de la cadera. El implante es de gel de silicona, es más plano y resistente al que se utiliza en los implantes de mama, esto permite que soporte la fuerza del músculo glúteo al hacer deporte, al sentarse, etc…

En una zona poco visible del pliegue, entre los glúteos, se hace la incisión de unos cinco centímetros.

Normalmente está indicado en los casos de atrofia de la masa glútea.

Se realiza con anestesia epidural y son necesarias 24 horas de ingreso.

Durante los días anteriores a la Cirugía es conveniente utilizar un jabón germicida para lavar todo el cuerpo.

No se deben tomar aspirinas u otros medicamentos similares, durante dos semanas antes y dos semanas después de la intervención.

Hay que usar una prenda elástica compresiva, pero suave, durante 15 días.

En esta cirugía es necesaria la colaboración del paciente. Los dos primeros días se pasan en la clínica, boca abajo. Después de la operación, durante 1 semana se debe estar sentado sólo lo imprescindible, y hay que hacerlo de forma que no se comprima la zona operada. Durante un par de semanas hay que dormir boca abajo, no realizar ejercicio físico durante 5-6 semanas.

La prótesis no se rechaza ni se encapsula. El riesgo de infección es mínimo, aunque siempre se dan antibióticos durante 10 días tras la cirugía para minimizar el riesgo.

Con inyección de grasa:

Conocida también como técnica brasilera de levantamiento de los glúteos, la técnica de inyección de grasa para el aumento de los glúteos es una novedosa técnica, que ofrece unos resultados muy naturales.

Está indicada a aquellas personas que desean aumentar el volumen y no quieren implantes de silicona. La inyección de grasa tiene la ventaja de que permite al cirujano colocar la cantidad necesaria en aquellas partes que sean necesarias, facilitando el modelado.

Es la técnica más utilizada para aumentar el volumen de los glúteos y consiste en aspirar grasa de otra parte del cuerpo, para luego inyectarla en las zonas de los glúteos que necesiten ser tratadas, a través de dos incisiones pequeñas. La grasa inyectada de manera intramuscular se integra en el cuerpo en un porcentaje muy elevado, por lo que el grado de absorción es mínimo.

La técnica de inyección de grasa de los glúteos se realiza con anestesia epidural o local con sedación.

Se usará una faja quirúrgica especial durante 3-4 semanas después de la cirugía para mantener la nueva forma del glúteo.

A las 48 horas posteriores a la cirugía se deberá comenzar con unas sesiones de masaje de drenaje linfático y de ultrasonido para disminuir la inflamación, las durezas y acelerar el proceso de curación.

La mayoría de los pacientes pueden reiniciar su rutina de ejercicios progresivamente después de 4-6 semanas, el ejercicio de tonificación glútea mantiene un moldeado corporal perfecto.

Centros que realizan estos tratamientos

FEMM – Madrid

Clínica Dr. Arán – Barcelona

Cirumed Clinic – Marbella

Dr. Alexander Amir Aslani – Marbella

Clínica Diagonal – Barcelona

Instituto Dr. Sesma – Barcelona

En todos los centros hemos visto precios que rondan entre los 3.500 y los 5.500€, dependiendo del grado de dificultad del caso, aunque lo ideal es concertar una cita previa para que te informen sobre ello ya que en cada clínica puede variar.

Advertisements